VEGA SICILIA: "ESTA COSECHA ES MUY BUENA, EN CANTIDAD Y EN CALIDAD"

“Esta cosecha es muy buena, en cantidad y en calidad… es lo único bueno que recordaremos de este año” asegura al diario El Pais (España) uno de los dueños de la bodega más premiada de España, Pablo Álvarez Mezquiriz (Bilbao, 1954).

Tempos Vega Sicilia, cuenta que sus fincas, con 650 hectáreas de viñas que para sus realizadores fueron una válvula de distención en medio de los confinamientos decretados en el país. “Lo nuestro se acabó el jueves 1 de octubre dice Alvazrez Mezquiriz sobre la vendimia y agrega: “La cosecha 2020 de Único saldrá a la venta en 2030 y el 2020 del Valbuena en 2025”.

Calcula que este año habrán utilizado unas 36.000 mascarillas (barbijos)  para el personal en todo el grupo, un holding familiar compuesto también por Bodegas Alión, Pintia en Toro, Bodegas Tokaj Oremus en Hungría, la finca agrícola El Quexigal y las empresas asociadas Benjamín de Rothschild (con la que elaboran en La Rioja su vino Macán) y Europvin (20%). Juntas facturaron el año pasado 56,8 millones de euros con un resultado neto envidiable: 31,2 millones. En los últimos años los márgenes han variado en función de las cosechas, pero la facturación ha sido similar. En 2018 fueron 53,6 millones (27,7 de beneficios) y un año antes, 52,3 millones (con 19,3 de resultado neto).

Sobre el valor de su multipremiado vino dice el propietario: “Nunca hemos llegado a hablar de precio con nadie que haya venido. Es indudable que el precio de Vega Sicilia es muy alto. Está considerada entre las grandes del mundo. Si aplicáramos los precios de Francia esto vale varias fortunas, pero seguimos siendo españoles, no franceses”.